1. No entiendes qué tiene de especial un reloj monumental de estilo neoclásico, con más de cien años de antigüedad, en pleno centro de Pachuca? ¿Acaso no saben que ya todos tenemos reloj en el iPhone?

A photo posted by Gabo (@gabofrup) on

 

2. Disfrutar de la extraña belleza y geometría de los prismas basálticos en Santa María Regla, suena interesante. Pero, tal vez sea demasiado emocionante para ti…

 

3. Te preocupa que, una vez que llegues al Pueblo Mágico de Huasca de Ocampo, no encuentres una gigantesca hacienda minera que data del siglo XVIII para alojarte…

 

4. ¿Qué tanto le ven al Parque Nacional el Chico? Claro que es enorme y tiene bosques, montañas, lagos, cabañas, áreas para acampar y un sinnúmero de actividades al aire libre. Pero si le quitan el aire fresco, la diversión y la impresionante naturaleza… ¿Qué le queda? ¡Nada!

 

5. ¿Que en el Museo del Rehilete siempre es el Día del Niño? Es una lástima que hayas invertido tanto en tu madurez y ahora odies divertirte como un chamaco… lástima.

A photo posted by @esmerto on

 

6. ¡Lo que faltaba! Sales a la calle y te encuentras con una explosión de color y arte. ¡Ya no hay cabida para los que gustan de los muros grises y aburridos!

A photo posted by Eliut Esc Del (@eliut_pachu) on

 

7. … No hay cabida.

A photo posted by Lilian Rivera (@inanlian) on

 

8. Podrías recorrer alguna de las haciendas pulqueras más importantes de México, pero a ti no te interesa meterte con la bebida de los dioses, no se vayan a enojar contigo porque te la quieras acabar…

A post shared by Raul Mejia (@raulmejiatorres) on

9. ¡Y ni se te ocurra visitar Tolantongo! Sólo te encontrarás con una caída de agua calientita y un río de agua color turquesa, además de albercas termales con una vista panorámica de las montañas y los valles de los alrededores. Ya sabes… lo mismo que en todos lados.

A post shared by TRAVEL (@alldaytravel) on

10. ¿Y estos señores qué?

A photo posted by Fer ZaPe (@ferzape) on

 

11. Además, cuentan que los hidalguenses viven súper estresados…

A photo posted by Javier (@javo_angeles) on

 

12. Los pastes son riquísimos y te encantaría degustarlos. Sin embargo, te preocupa que, de vuelta a casa, no quieras volver a probar la comida de siempre…

 

13. ¿Dar un paseo para encontrarte con este tipo de paisajes? ¿Qué tal si te acostumbras a tanta belleza? Mejor no arriesgarse…

 

14. ¿Visitar Santa María Magdalena? ¡Nunca! ¿Qué chiste va a tener visitar otras capillas después de admirar esta belleza?

 

15. Y ni se te ocurra ir durante las celebraciones del Xantolo. ¡Tu interés por el Día de Muertos se podría transformar en fascinación total!

A photo posted by PachucaVIVE (@pachucavive) on

 

16. Y con esos atardeceres y tantas joyas arquitectónicas… ¡Nunca vas a encontrar el momento para despedirte de tanta belleza! Mi consejo es: Si no quieres enamorarte perdidamente de Hidalgo, ¡mejor ni vengas! 

A photo posted by Lilian Rivera (@inanlian) on

 

Foto de portada vía.