Es común que la gente se enfoque en las expresiones culturales y culinarias cuando planean un viaje por México -la forma en la que las tradiciones indígenas se integran con la sociedad moderna, y una cocina que ha sido reconocida por la UNESCO como “Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad”-. Estos puntos son, sin lugar a dudas, dignos de atención y aprecio.

Pero no podemos dejar de lado los increíbles paisajes que existen dentro de nuestras fronteras, tanto los naturales como los escenarios creados por el hombre. Hablamos de picos nevados, barrancas bordeadas por grandes cascadas y piscinas subterráneas que parecen salidas de la imaginación de algún artista, junto a las coloridas ciudades de arquitectura colonial y las ruinas que dejaron atrás las civilizaciones mesoamericanas más poderosas.

Estos son los paisajes que vas a encontrar en México y en ningún otro lado. 

Este artículo fue hecho en colaboración con nuestros amigos de Visit Mexico.

1

Cañón del Sumidero, Chiapas

Las escarpadas paredes de este cañón se levantan casi mil metros por encima del Río Grijalva. Jaguares, cocodrilos, osos hormigueros y numerosas especies de monos merodean los bosques a las orillas del cañón.
Foto: Mr. Theklan

2

Nevado de Toluca, Estado de México

Localizado a unos cien kilómetros de la Ciudad de México, El Nevado es el cuarto pico más alto del país. Las caminatas a la cima ofrecen una gran panorámica del Valle de México y una increíble vista de los dos lagos cristalinos que se encuentran en el cráter de este volcán.
Foto: Carlos Adampol

3

Guanajuato, Guanajuato

Completamente rodeada por montañas, esta colorida ciudad podría pasar por el mejor diorama de México. Considerada como Patrimonio Mundial por la UNESCO, Guanajuato se distingue por sus edificios coloniales y sus estrechos callejones empedrados en los que apenas cabe una persona. Guanajuato es la sede del internacionalmente reconocido Festival Cervantino.
Foto: jiuguangw

4

Los prismas basálticos de Santa María Regla, Hidalgo

Muchos accidentes geológicos tuvieron que coincidir para dar lugar a este extraño sitio. Localizada en el centro de México, esta barranca se distingue por sus columnas de geometría casi perfecta, donde cuatro cascadas se unen para dar el toque final a este mágico escenario.
Foto: Noé Martínez L

5

Cabo San Lucas, Baja California Sur

En la punta de una de las península más largas del mundo, Cabo San Lucas ofrece increíbles playas, oportunidades de buceo, hoteles de lujo, y esos pintorescos arcos que marcan la frontera entre el Oceano Pacífico y el Mar de Cortez.
Foto: Heath Cajandig

6

Cenotes de la península de Yucatán

Estos sistemas de cavernas inundadas se encuentran por toda la península de Yucatán, y cada uno tiene características que lo distinguen. La jungla que generalmente los rodea, hace que parezcan un escenario de otro planeta... o tal vez de otros tiempos.
Foto: Vvillamon

7

Loreto, Baja California Sur

Loreto es un pedacito de paraíso aislado del mundo. Localizado en la península de Baja California, entre la Sierra de la Giganta y el Mar de Cortez, Loreto lo tiene todo: vistas impresionantes del desierto, pinturas rupestres, playas, islas para explorar y la comida... ¡qué les puedo decir de la comida!
Foto: wisley

8

Agua Azul, Chiapas

Un espectáculo natural de color, el azul intenso de las cascadas de Agua Azul contrasta de forma única con el verde de la selva que las rodea. Localizadas a unos 60 kilómetros de las ruinas de Palenque, estas cascadas quedan de camino a la histórica ciudad de San Cristobal de las Casas.
Foto: Arian Zwegers

9

Centro Histórico de la Ciudad de México

El Centro Histórico está repleto de edificios con arquitectura impresionante y monumentos que representan diversos periodos de la historia de México: las ruinas de la antigua ciudad de Tenochtitlan, la gran Catedral Metropolitana, hermosos palacios coloniales y recintos contemporáneos coexisten en el centro de la capital mexicana.
Foto: jiuguangw

10

Xilitla, San Luis Potosí

En el centro de la huasteca potosina, se encuentra un bosque lleno de esculturas irregulares, puertas que no llevan a ninguna parte y escaleras que apuntan al cielo. Las Pozas es parte de un proyecto artístico construido por el surrealista inglés Edward James durante sus últimos años de vida. Un rincón mágico en medio del bosque que nos invita a explorarlo.
Foto: Rod Waddington

11

Isla de Janitzio, Michoacán

En el centro del Lago de Pátzcuaro se encuentra una pequeña isla, famosa por su pescado blanco y sus tradicionales festejos de Día de Muertos. A unas cuantas horas de Morelia -paseo en bote incluido-, las calles empinadas y las coloridas casas de Janitzio son un paisaje digno de apreciarse. Vale la pena subir a la estatua de Morelos, que se levanta en el ápice de la isla, para obtener una panorámica de toda la región.
Foto: Christopher William Adach

12

El Rosario, Michoacán

La Reserva de la Biósfera de la Mariposa Monarca ocupa buena parte de los estados de México y Michoacán. Entre los pocos sitios abiertos al público se encuentra El Rosario. Durante los meses de invierno, los visitantes pueden disfrutar del espectáculo único que ofrecen los millones de mariposas que llegan a esta región.
Foto: Luna sin estrellas

13

Los campos de agave de Tequila, Jalisco

A sólo dos horas de Guadalajara, las colinas de Jalisco se tiñen con el tono azulado de los campos de agave. Esta es la tierra del verdadero tequila. Una bebida tan mágica sólo podía provenir de un lugar igualmente mágico.
Photo: MaloMalverde

14

Tulum, Quintana Roo

Con sus playas de arena blanca y sus aguas turquesa, el Caribe mexicano ya es bastante espectacular. Agréguenle ruinas mayas a esta mezcla y obtendrán un paisaje único, que se destaca de todos los sitios arqueológicos de México y Centroamérica.
Foto: Lars Plougmann

15

Barrancas del Cobre, Chihuahua

¿Sabían que México cuenta con un sistema de barrancas más grande, y en algunos sitios más profundo, que el Gran Cañón? Ubicadas en pleno territorio tarahumara, las Barrancas del Cobre son una maravilla natural en el estado fronterizo de Chihuahua.
Foto: Comefilm

16

Hierve el Agua, Oaxaca

Cascadas petrificadas, manantiales de agua cristalina, y una vista excepcional del Valle Central de Oaxaca, son las características que definen a Hierve el Agua. Estas impresionantes estructuras de roca fueron formadas por la acumulación de minerales provenientes de los propios manantiales de la cima; la más grande de las dos cascadas se levanta más de cien metros por encima del valle. ¡Las piscinas del borde ofrecen las mejores vistas!
Foto: Rsamardich

17

Bernal, Querétaro

Con un monolito de casi 300 metros de altura -el tercero más grande del mundo- levantándose a unos pocos kilómetros de sus calles empedradas, la pequeña ciudad de Bernal ofrece un paisaje único. Este Pueblo Mágico es un gran atractivo no sólo para fotógrafos, sino para escaladores de todo el mundo.
Foto: iivangm

18

Zipolite, Oaxaca

¡Las playas de Oaxaca no tienen comparación! Zipolite es sólo uno de tantos sitios no tan turísticos que se encuentran a lo largo de la Costa del Pacífico, y no está nada lejos de famosos sitios de surf como Puerto Escondido y Mazunte.
Foto: impermeableazul

19

Cascada de Basaseachi, Chihuahua

El norte de México es mucho más que desierto. El hogar de los tarahumaras cuenta con paisajes únicos, como la Cascada de Basaseachi, ls segunda caída de agua más alta de México.
Foto: Wikimedia Commons

20

Islas Marietas, Nayarit

La verdadera estrella de este archipiélago es una pequeña playa que se esconde en una de sus islas. Esta playa es un rincón único, donde las paredes de piedra caliza rodean unos cuántos metros de arenas doradas, bañadas por las olas turquesa del Pacífico. ¡Sólo en México!
Foto: cortesía de Visit Mexico