1

Aprovechar cualquier oportunidad para estar por encima de las nubes.

Foto: pedronchi

2

Escoger una terraza, pedir una cerveza local y unas aceitunas o almendritas y disfrutar del paisaje que tengas delante: olas, arena, flamboyanes en flor… ¡No hay nada más relajante en el mundo!

Foto: Dana Ptacinsky