Crédito: MorBCN

Trata de usar el sistema público de alquiler de bicicletas.

Si tienes algún conocido en Barcelona, pídele prestado el carnet del Bicing. Toda la ciudad está repleta de puntos de recogida, pero recuerda que sólo tienes 30 minutos para desplazarte a la siguiente estación. Pasada esta media hora, cada franja te costará 0,74 euros con un máximo de 2 horas y se descontarán automáticamente de la cuenta de tu amigo. Las penalizaciones son mayores si te pasas de este límite.

 

Comida buena, barata y típica en Can Paixano.

La Xampanyeria más popular de Barcelona está situada en el Carrer de la Reina Cristina, entre el barrio del Borne y la Barceloneta. Además de ser un lugar muy barato es una de las tabernas de cava más típicas de Barcelona. Está siempre a rebosar de gente por lo que te recomiendo que no vayas a horas punta. Prueba cualquiera de los bocadillos o “entrepans” y ordena una botella de cava rosado de la casa (es la única bebida que sirven y la botella no cuesta más de 5 euros). Eso sí, no esperes un trato afable ni extrema limpieza. El ambiente es ruidoso, el suelo está lleno de serrín y servilletas y hay jamones colgando por todos lados. Cierran a las 10:00 de la noche y también los domingos y festivos.

 

Tómate un vermouth en la calle Parlament y sigue con el Piknik Electronik.

La tradición dice que los domingos hay que tomarse un vermouth con los amigos, un placer del fin de semana que siempre se alarga hasta pasada la media tarde. Esta es la calle que frecuenta la gente de Barna y está de moda desde hace unos años. Siempre hay ambiente y de todo tipo, te encontrarás con los habituales del barrio, con modernillos y con algún turista desorientado que ha llegado aquí por casualidad. Se encuentra en el barrio de Sant Antoni, entre la Avenida del Paral·lel y el barrio del Raval.

Para los que quieran seguir la fiesta, todos los domingos desde el 1 de junio al 14 de septiembre se realiza el Piknik Electronik, hasta las 10 de la noche. ¡Buena música y ambiente festivalero en Montjuïc! Coge el funicular en Paralell hasta la parada Parc de Montjuïc.

 

Crédito: Juanedc.com

 

¡Entra en el Camp Nou por tu cara bonita!

Si juega el Barça, tienes que saber que si te acercas al campo de juego un día de partido, las puertas se abren veinte minutos antes de que finalice. Los guardias de seguridad te dejarán pasar sin problema y sin pagar ni un duro. Merece la pena entrar y ver el campo aunque sólo sea por 10 minutos, ¡es impresionante!

 

Tours a la voluntad.

Visita la web de Feel Free Walking Tours. Existen diferentes rutas tanto en inglés como en español. Te recomiendo la ruta por el barrio de Gracia cuyo punto de encuentro es el Paseo de Gracia, uno de los barrios más emblemáticos de la ciudad y dónde probablemente no pases si solo te acercas a la ciudad un fin de semana. Estos tours no tienen un tarifa fija sino que están basados en el sistema de propinas por lo que al final del paseo tú decides qué precio es justo.

 

Los museos son gratis los domingos a partir de las 3.

Con excepción de Mnac, CosmoCaixa y el Museo Picasso, que únicamente ofrecen entrada gratuita el primer domingo de cada mes. Puedes consultarlo en la web del Ayuntamiento de Barcelona.

 

Internet gratuito en 704 puntos de la ciudad.

El proyecto Barcelona Wifi es un servicio gratuito ofrecido por el Ayuntamiento de Barcelona que te permitirá conectarte gratuitamente a Internet en medio de la vía pública. Solo tienes que localizar en la web de Barcelona Wifi el punto de internet más cercano a tu localización, ¡Y puedes tener tu whatsapp activo durante todo el viaje!

 

Le Cool Barcelona.

Si quieres conocer más actividades culturales gratuitas, consulta la guía Le Cool Barcelona que te presentará un plan único y atípico para cada día de la semana. De todas manera, no te agobies con tanto plan, el que viene a Barcelona, siempre vuelve.