1. Recorrer todas las calles y jardines de Coyoacán, nada más por el puro gusto.

Y rematar con un atole de Las Lupitas, cómo no.

A photo posted by Miguel García (@tronkosho) on

   

2. Transbordar en metro Pantitlán a las siete de la mañana.

Uno no conoce el metro hasta que vive esta experiencia.

 

A photo posted by Daniel Vigenor (@dvigenor) on

3. Internarse en Tepito o en la Lagu.

Hasta encontrar ese mercado donde venden puros tenis.

A photo posted by maskbalam (@maskbalam) on

 

4.Comprarle un tamal oaxaqueño al señor de la bici.

Para que ya deje de andar penando, el pobre…

 

5. Ir a Mixquic en Día de Muertos.

 

A photo posted by Raúl Mejía (@ra_mejia) on

 

6. Ir a bailar al Dos Naciones, al Barba Azul o a la Maraka.

 

7. Ir a dar el grito al Zócalo.

O por lo menos a la delegación.

A photo posted by maskbalam (@maskbalam) on

 

8. Ir a ver las luchas a la Areeeeena México.

 

 

9. Ponerse hasta las manitas en una trajinera.

 

A photo posted by Erick Ricalde (@erickricalde) on

 

10. Pasar por tacos a los Chupacabras a las tres de la mañana.

 

 

11. Probar el mejor helado de vainilla de la ciudad en La Especial de París o echarse un helado con piquete de Helado Obscuro.

 

12. Subir al campanario de Catedral, al Ángel de la Independencia, al Monumento a la Revolución o al mirador de la Latino.

 

A photo posted by maskbalam (@maskbalam) on

 

13. Ir a ver jugar a la Selección en el Azteca.

No importa que no te guste el fútbol, un lleno en el Azteca raya en lo surreal.

A photo posted by Culturizando (@culturizando) on

 

14. Agarrar la fiesta en Garibaldi.

Con la obligatoria visita al Salón Tenampa.

A photo posted by Paloma Sáenz (@palomons) on

 

15. Ver el toque de bandera en el Zócalo.

Vagar por las calles del centro en las primeras horas de la mañana tiene su encanto.

A photo posted by Dave Apolo (@david_234567) on

 

16. Comerse una muertorta de las de Acoxpa.

Pero que sea Cubana o no cuenta.

 

17. Ir a un concierto al Palacio de los Rebotes.

Hasta arriba, donde se oye bien gacho.    

 

18. Ir a un concierto al Palacio de Bellas Artes.

A donde quieran. Aquí sí se oye bien, incluso hasta arriba.

A photo posted by Jeff M (@totalnoise) on

 

19. Ir a una pulquería decente.

El Templo de Diana y La Paloma Azul son buenas opciones.

 

20. Ir a ver un show travesti a La Perla.

 

21. Barrer ceniza del Popo.

Más una obligación cívica que un disfrute, pero bueno… ese Don Goyo y sus chistecitos.

A photo posted by Ben Gracida (@bengracida) on

 

22. Tomarle esa foto a Bellas Artes desde el Café de la Gran Ciudad.

A photo posted by Lorena. (@lorenahii) on

 

23. Echarse unos churros con chocolate en El Moro.

 

A photo posted by Yami Garcia (@yamitafe) on

 

24. Participar en el Ciclotón.

 

A photo posted by maskbalam (@maskbalam) on

 

25. Comprar -y leer- un Libro Vaquero.

¿Me van a decir que nunca les ha dado curiosidad?

 

Crédito imagen de portada: Eneas de Troya.

4 Comentarios