¿Qué es un lujo? Pues dependerá de la perspectiva sobre cierta cosa, lugar o en general de la vida que tiene cada persona. Pero ¿qué ocurre cuando hablamos de los lujos de un lugar en concreto? Pues que para hablar de lujos de cierto lugar tenemos que hablar de cosas que son excepcionales o difíciles de encontrar de manera similar en otros lugares. Y justamente es eso lo que pasa cuando hablamos de Almería. Raro es que puedas disfrutar de estas singularidades y de otras muchas más si no es aquí.

1. Probar la mejor gastronomía a un módico precio


Este año Almería ha sido declarada “Capital Española de la Gastronomía 2019” y por algo será, ¿no? Y es que en Almería, además de contar con una rica y variada gastronomía tanto tradicional como moderna, salir para disfrutar del mejor tapeo es un lujo para todos los bolsillos porque por ejemplo cenar con tres tapas con su correspondiente bebida incluida en el precio, te puede salir por menos de nueve euros.

2. Comer el único tomate nacional con denominación de origen


Siguiendo con el tema culinario, Almería es la única provincia española que cuenta con la certificación de Indicación Geográfica Protegida para el tomate con el tomate de La Cañada-Níjar. Además de ser la provincia número uno en Europa en exportación de frutas y hortalizas; de aquí viene que se la conozca como la Huerta de Europa.

3. Beber el secreto del americano

Otro lujo que podrás darte en el mítico Quiosco Amalia. Esta bebida alcohólica caliente con canela y cáscara de limón (también lo puedes pedir frío) no está al alcance de todos, ya que solo se sirve de este modo y en este bar. ¿Su elaboración? Es secreta.

4. Conocer el único desierto de Europa declarado como tal

Y cierto es que en muchos otros lugares hay zonas desérticas o similares, pero desierto como tal, el único europeo es el desierto de Tabernas. Ni que decir de su encanto para los amantes de la geología o de la flora y de la fauna con características propias de este tipo de entornos. O para los amantes del cine Western, ya que el desierto fue conocido como el Hollywood europeo en los años 60 y 70 cuando en este paraje se rodaron más de 300 películas de este género.

5. Estudiar en la única universidad con vistas al mar

La universidad de Almería es la única de Europa con vistas al mar (Mediterráneo, en este caso) ya que se ubica a escasos metros de la orilla.

6. Visitar la segunda geoda más grande del mundo


Aunque en la actualidad el proyecto está en marcha aún, según el Consistorio de Pulpí, la segunda geoda más grande del mundo y la más grande Europa estará abierta al público, si todo sale según lo previsto, este próximo 1 de julio de 2019. Un lujo que no puedes perderte.

7. Contemplar las vistas al mar desde el faro más alto de España

Es decir, desde el faro situado a más altura de toda España, a más de 280 metros de altitud. Un lujo que puedes darte si visitas la Torre de la Polacra o Torre de los Lobos (torre vigía del siglo XVIII) en el cerro de los Lobos en Punta de la Polacra, en pleno corazón del parque natural de Cabo de Gata-Níjar.

8. Visitar estructuras creadas siguiendo las directrices de la Escuela de Gustave Eiffel


Una de las muchas cosas de las que presumimos los almerienses es del antiguo cargadero de mineral ubicado en la capital, al lado del puerto, conocido como muelle El Alquife o más popular como el Cable Inglés debido a que fue construido por la sociedad inglesa The Alquife Mines and Railway Company Limited siguiendo las directrices de la Escuela de Gustave Eiffel, siendo un excelente ejemplo de la arquitectura del hierro y de la industrialización de principios de siglo XX. ¿Lo sabías?

9. Bañarte en playas creadas por volcanes


Con sus restos o con formaciones geológicas creadas por ellos, lo cierto es que Almería cuenta con numerosas playas influenciadas por la actividad volcánica de antaño que han dado lugar a paisajes espectaculares que no dejan a nadie indiferente. Algunos ejemplos: el Arrecife de las Sirenas, Cala Arena o la playa de Mónsul entre otras.