1. Léenos un pronóstico del tiempo en el que digan que va a llover.

Algo casi milagroso para los almerienses, pero es que si lo hace un pleno verano, estamos obligados ha hacer alguna peregrinación por tal divinidad del cielo. Eso sí, cuando llueve, ya que pedimos, pues que no falten el granizo, los fuertes vientos y algún que otro rayo.

2. U otro en el que aseguren que no hará viento en el fin de semana en verano.

Los planes de ir a la playa los domingos del verano ya sabemos que siempre irán acompañados del levantazo o del ponientazo.

3. Que no haya cola el domingo en verano para ir a las playas.

Especialmente a las del Parque Natural del Cabo de Gata. Al igual que con la vuelta a casa, las colas son partes del plan del domingo, si estas no existieran la costumbre perdería la gracia.

4. Llámanos por “amigo”.

¿Amigo? ¿Eso que es? Los almerienses somos o nos llamamos saecios o sooocios, colegas, compis, compadres, aaacho o chacho, muchacho, zagal, o niño.

5. Da por hecho que los almerienses hablamos igual que el resto de andaluces.

Que confundas nuestro acento con el de los murcianos, los jienenses y un poco el granaíno, te lo perdonamos por la proximidad de las provincias, pero que nos confundas con un sevillano, un cordobés o un gaditano… nos desconcierta profundamente, y no es por nada, es porque todos estos acentos son bastantes distintos, distinguibles y cada cual tiene su propio vocabulario autóctono.

6. Indica que no sabes dónde está el Cabo de Gata.

Hombre, que no conozcas una cala en concreto es entendible, pero, ¿que no sepas donde está el Cabo de Gata en el mapa? (Emoticono sorprendido).

7. Pregúntanos el precio de las tapas en los bares.

EN ALMERÍA LAS TAPAS VAN INCLUIDAS EN EL PRECIO CON LA BEBIDA.

8. Di que te vas a tomar la última y te vas.

¿Perdona? ¿Será la antepenúltima o como poco la penúltima no?

9. Ponte al sol a medio día en agosto.

Pero criatura de Dios, en Almería, en julio y agosto, los rayos vienen directamente del sol sin pasar por las distintas capas de la atmósfera.

10. Da por hecho que solo vivimos para la fiesta y para la siesta.

Cierto es que nos gusta más la jarana a que a un niño un caramelo, que hacemos muchísima vida en la calle, y que una cerveza al salir del curro sienta como el agua fresca en pleno desierto, y cierto es también que nos encanta la siesta, pero ¿a quién no le gusta todo esto? Otra cosa es que tu horario laboral así como tus quehaceres cotidianos te lo permitan a diario. No, amigo, no, no todos podemos disfrutar de estos placeres todos los días.

11. Sugiere quedar para cenar a las 8 de la tarde.

¿Es que estamos en Londres?

12. Pregúntanos quién es la cabra del Cañarete.

¿En serio? ¿Nunca la has visto? Pues es una de las mascotas más populares y querida de Almería.

13. No nos saludes con un “quéé” o con un “¿quéé eh?”

Una costumbre muy arraigada en el saludo entre almerienses y cuya respuesta es, ¡atención apréndetela!: Pos ná, aquí, y tú quéé.

14. Di que vienes desde Madrid en Talgo.

Vale, si no te importa hacer un viaje parecido al Transiberiano…

15. Dinos que para cenar prefieres ir al Mc Donalds.

Eso es por que no has probado nuestras tapas.

16. Asegura que no te llama la atención la Feria de Almería.

¡Que la Feria de Almería no es la Feria de Abril, saecio, que aquí la entrada a todos los sitios es libre y no hay que estar afiliado a nada!

17. Explica que vas a buscar un aparcamiento en el centro.

Creo que no lo sabes, a ver, cómo te lo explico, ¿sabes lo que significa la zona azul?

18. Pregúntanos por el agua del Andarax.

A ver, cómo te explico esto también. El Andarax pertenece a esa lista de ríos de España que jamás de los jamases lleva agua a no ser que haya habido lluvia torrencial cuya agua aparecerá unos pocos días para desaparecer hasta el año siguiente. Fenómenos paranormales, es decir, muy difícil de explicar.

19. Y por último, pregúntanos cuál es la economía predominante almeriense.

¿No has visto esa fotito que hay “rulando» por internet en la que se ve desde el espacio esa manchita blanca de considerable extensión sobre nuestra provincia y que son nuestros invernaderos de tomates?