1. PLAZA VASCO DE QUIROGA

La Plaza Vasco de Quiroga, también conocida como Plaza Grande, es la plaza principal de Pátzcuaro. En la época colonial española fue una plaza pública donde se realizaban eventos civiles y religiosos, en la que se establecía el tianguis semanal. El espacio, a diferencia de otras plazas principales coloniales, no tiene un templo a su alrededor, sino que es una plaza netamente de carácter civil.
En el siglo XIX se le dio a la plaza su aspecto ajardinado y se plantaron los árboles de fresno que la delimitan. También en esa época se modificaron varias de las fachadas en su actual aspecto neoclásico, que son mansiones de familias importantes de la localidad.

 

2. CASA DE LOS ONCE PATIOS

Esta construcción, que originalmente funcionó como parte del ex Convento de Santa Catarina de las monjas dominicas, data de mediados del siglo XVIII. Está ubicada a media cuadra de la actual Plaza Vasco de Quiroga. Desde hace algunos años, el edificio funciona como centro comercial en la exposición y venta de artesanías regionales. En su interior se conservan cinco de los once patios originales ya que, al abrir una calle peatonal, los patios quedaron divididos y, aunque se la conoce como la Casa de los once patios, actualmente son solo cinco.

 

3. BASÍLICA DE NUESTRA SEÑORA DE LA SALUD


Sin duda es la iglesia más importante de la ciudad, aunque no está en el centro. Se construyó sobre un centro ceremonial prehispánico y funcionó como sede catedralicia hasta 1580. Su fachada es muy sencilla, pero sigue siendo muy hermosa y digna de ser visitada. En el interior se encuentra la Virgen de la Salud, una estatua del siglo XVI. Como dato curioso te cuento que aquí yacen los restos de Don Vasco de Quiroga.

 

4. ISLA DE JANITZIO

Janitzio es la isla más famosa del Lago de Pátzcuaro y se encuentra a veinte minutos del muelle.

Su nombre significa pelos de elote y durante la Noche del Día de Muertos la Isla Janitzio se abarrota de turistas nacionales y extranjeros que se acercan al cementerio en lanchas decoradas con flores de cempasúchil y alumbradas por veladoras. Allí, participarán de los famosos altares y de la velación a los angelitos y difuntos.

En la punta de la isla se encuentra un monumento de 40 metros de altura al héroe de la Independencia de México, Don José María Morelos y Pavón, nativo de Morelia. En el interior de esta imponente escultura se pueden apreciar varios murales del pintor Ramón Alva de La Canal que relata la vida del militar insurgente.

 

5. VOLCÁN DEL ESTRIBO GRANDE

Mirador situado en lo alto de un volcán apagado, al que se llega por un precioso camino empedrado rodeado de árboles. Cuenta con un gran quiosco de piedra que simula ser construido con troncos de árboles, en el cual hay bancas y mesas para uso de los visitantes. En un costado hay asadores techados para uso público.

A espaldas del mirador se extiende una escalera de más de 400 peldaños que llega hasta la cima del cerro. Si se tiene suerte, puede verse a voladores en parapente que se lanzan desde el mirador cuando el viento es favorable.

 

6. TEMPLO DE LA COMPAÑÍA DE JESÚS


Este edificio comenzó a construirse en 1585. Perteneció a los Jesuitas hasta 1767, año en el que fueron expulsados de España y de la Nueva España, debido a graves conflictos políticos con la corona de España. A partir de entonces el inmueble tuvo diversos usos, el último de los cuales fue la escuela primaria «Vasco de Quiroga”. Posteriormente cayó en ruinas y estuvo abandonado por cerca de treinta años. En 1990, un grupo de ciudadanos se organizó para crear un patronato que se dedicara a buscar recursos para su restauración y su uso inmediato en actividades de tipo cultural. Dichos trabajos se iniciaron en 1992 y culminaron en noviembre de 1994, con resultados que saltan a la vista en sus sobrias y enormes salas de exposición, pintorescos pasillos y verdes jardines.

Actualmente el lugar funciona como un centro cultural dependiente de la Secretaría de Cultura de Michoacán y se presentan funciones de cine y teatro, se imparten algunas disciplinas y se exponen obras de artistas locales, nacionales e internacionales en sus salas de exposiciones.

 

7. MUELLE SAN PEDRITO

Aquí empiezan los recorridos a cualquiera de las Islas del Lago de Pátzcuaro… Prácticamente es donde comienza la historia de un día inolvidable…

 

8. CENTRO DE INTERPRETACIÓN RUTA DON VASCO

Este espacio integra múltiples recursos museológicos e interpretativos para dar a conocer a gran escala la vida y obra Don Vasco de Quiroga, así como las riquezas patrimoniales, arquitectónicas, históricas y gastronómicas de los pueblos purépechas en donde tuvo influencia el religioso.

Es el primer espacio interactivo multimedia de su tipo en el país, que viene a reforzar el aprendizaje y promoción de la ruta turística que hace honor a Tata Vasco, la cual abarca 15 municipios y las 40 localidades donde vive el 63 por ciento de la población indígena del estado.

 

9. LA NIEVE DE PASTA

Una de las actividades obligadas en Pátzcuaro es detenerse en uno de los portales de la Plaza Don Vasco y probar las nieves que ahí venden. No es raro que la gente de Morelia vaya a esta ciudad sólo por una nieve.

La nieve de pasta (así se llama) tiene fama internacional y fue creada hace más de cien años.

Un día de julio de 1905, el patzcuarense Don Agapito Villegas, después de cientos intentos fallidos que terminaban regando los árboles de la plaza Don Vasco, dio por fin con la receta que estaba buscando: Una mezcla pastosa que se convertía en nieve y era exactamente lo que había soñado.

 

10. DANZA DE LOS VIEJITOS

Esta peculiar y simpática danza es tradicional del estado. El baile consta de cuatro hombres que están ataviados con el traje de los campesinos purépechas, una camisa y pantalones de manta blanca, cubiertos por un sarape de gran colorido y huaraches con suelas de madera para el zapateado.

Además, sus rostros están cubiertos con máscaras de madera con la forma de ancianos sonrientes, y utilizan fibra de zacate como pelucas. Llevan un sombrero con largos listones multicolores y un bastón como complementos adicionales.


 

Todas las imágenes del artículo pertenecen a Michoacán, Alma de México.