La Avenida Presidente Masaryk es una calle ubicada en la Colonia Polanco, en la Ciudad de México. Es considerada una de las avenidas más caras y exclusivas de América Latina y ha sido comparada con Rodeo Drive, en California, Estados Unidos.

Sobre ella se ubican gran variedad de tiendas y restaurantes costosos, además de boutiques de prestigiosas marcas. Durante la última década, esta avenida se ha convertido en la calle de las compras y reuniones por excelencia.

Su nombre le fue dado gracias al entonces presidente Lázaro Cárdenas, cuando en el año 1936 nombró la avenida como tributo a Thomas Masaryk, quien fue fundador y presidente de la República de Checoslovaquia tres veces (en 1920, 1927 y 1934). Masaryk era apreciado por la comunidad judía de esta zona por ser defensor de los derechos humanos y de los judíos.

Crédito: @isaac_jero

Esta avenida tiene su historia; durante siete décadas ha pasado por un proceso de evolución en su mercado y su posicionamiento como avenida de lujo. Se dice que sobre la colonia comenzaron a construir grandes casas, y en la década de los sesentas y principios de los ochentas es que se vivió con mayor fuerza el cambio. Entonces, sobre la avenida abrió sus puertas el edificio de las Naciones Unidas y, más adelante, inauguraron la tienda de telas y tapices más elegantes de esos tiempos, llamada “Rosela”. El éxito de esta y otras tiendas cercanas convencieron a varios inversionistas de comprar casonas para convertirlas en comercios.

Por los años ochenta, la avenida comenzó a conocerse como un corredor de lujo gracias a la presencia de la tienda Cartier, que se instaló siendo la primera firma internacional en el área. Actualmente es una de las esquinas más conocidas de la avenida Masaryk.

Además, en el año de 1946, el arquitecto Mario Pani, construyó una “pieza maestra” de la arquitectura contemporánea mexicana, el Conservatorio Nacional de Música. Es el centro más importante de educación musical en México, declarado monumento artístico por decreto presidencial en noviembre del 2012.

En el año 2000, sobre la avenida, el gobierno checo junto con el de la Ciudad de México develaron una estatua del presidente Masaryk donada por Praga.

Actualmente la avenida sufrió una importante remodelación que inició en el 2013 y concluyó en el 2015. Los vecinos se coordinaron eligiendo un proyecto que da prioridad al peatón, nuevas lámparas, semáforos, banquetas más amplias, a la vez que se propiciaba el uso de bicicleta y se trató de poner bajo tierra la mayor parte del cableado. Se recuperó el espacio público haciendo las calles más caminables con el fin de incrementar el flujo de visitantes, pues antes solo se iba en auto y los estacionamientos no eran suficientes.

Actualmente, se ubican hermosas fachadas remodeladas de tiendas de marcas prestigiosas como Louis Vuitton, Rolex, Dolce & Gabbana, Tiffany, Mont Blank, y más.

Hay algunas super originales como estas:

Las mismas han sido escenario del Festival de Flores y Jardines (FYJA), donde estas son vestidas de flores para crear conciencia sobre problemas ambientales.

Uno de mis lugares favoritos de la avenida es Pasaje Polanco. Antes estaba cubierto por toldos y recuperaron un inmueble con valor catalogado; actualmente tiene diversas tiendas y restaurantes en su interior.

Cuéntanos, ¿has caminado por aquí? ¿Cuál es tu tienda y restaurante favorito?