Michoacán es un estado hermosísimo y con una cultura muy vasta. Ya hemos hablado de su gastronomía -en cuyo ejemplo se inspiró la UNESCO para declarar a la gastronomía mexicana Patrimonio Inmaterial de la Humanidad-, de la diversidad de sus paisajes y de la riqueza de sus tradiciones. Hoy te muestro estas artesanías de fama mundial que son bien representativas del estado. ¡Ojalá que te gusten! Agradezco al Instituto del Artesano Michoacano de Morelia por brindarme la inspiración para escribir este artículo.

 

1. La alfarería michoacana.

Se pueden encontrar piezas hechas de barro bruñido, de barro policromado, de barro vidriado o simplemente (aunque no por eso menos bello) de barro alisado. ¡Es bellísima!

 

2. Las piñas y calabazas de barro vidriado de Patamban son famosas en todo el mundo.

A post shared by Artesanaria (@artesanaria) on

 

3. Platos de barro bruñido de Tzintzuntzan.

 

4. Infaltables estos diablitos de Cumicho (hechos de barro policromado).

 

5. ¡Y qué bonito este plato!

A post shared by Selenita (@se.lu.so) on

 

6. Muñeca tarasca de barro vidriado (San José de Gracia).

 

7. ¡El arte textil michoacano es una verdadera belleza!

A post shared by Yani (@deyaviveros) on

 

8. ¿Qué te parece este rebozo de Angahuan?

 

9. O este otro rebozo tradicional purépecha, de Ahuiran.

 

10. Michoacán tiene una gran tradición artesanal de trabajo en madera.

Mira estas máscaras de Pátzcuaro…

A post shared by Enrique Barrios (@kingcholo) on

 

11. Sillón de madera tallada en Morelia.

A post shared by Noe Martinez (@noekunda) on

 

12. Paracho es internacionalmente famoso por sus guitarras.

Y cómo no, si son fabricadas con una tradición artesanal que se ha ido perfeccionando por casi quinientos años.

A post shared by f2foto (@albert.fonts) on

 

13. Cacharros y joyería de cobre, en Santa Clara del Cobre.

A post shared by AdrianaS (@adriadeltoboso) on

 

14. Cestería elaborada con tules.

A post shared by Manuel Peña (@manuel_pegna) on

 

15. Juguetes artesanales en Cuanajo.

 

16. Y no puedes volver a casa sin un souvenir que te recuerde la danza de los viejitos…

 

La imagen de portada pertenece a Waywuwei.