1. Festival Nacional de Folklore

Este festival dura toda una semana y es uno de los más populares del país. Se realiza en la ciudad de Cosquín (Córdoba), en el valle de Punilla. Durante siete noches del mes de enero distintos músicos y bailarines aún desconocidos concursan en cada una de las categorías para que luego cada una de “las lunas” (así le llaman a cada noche) se cierre con un espectáculo de un artista ya consagrado.

A post shared by Radio Mansa (@radiomansaok) on

Durante esos días y alrededor del festival oficial, en todos los bares se organizan peñas en las que se baila y se canta hasta el amanecer, siempre en compañía de empanadas y vino tinto.

A post shared by Flora (@florenciadzodan) on

2. Carnavales

En toda la Argentina se festejan los carnavales, aunque según la zona el festejo es diferente. En el noroeste el carnaval que se festeja es el carnaval andino. En coincidencia con las lluvias veraniegas, los pueblos andinos toman al agua como una bendición y mojarse es como un bautismo de fe de buenas cosechas. Juegos con agua, bailes, música y festejos hacen de este carnaval un festejo tan popular como divertido, y lleno de magia, color y tradición del altiplano.

En el litoral, en cambio, los festejos son con comparsas que representan alguna temática en particular. Brillos, trajes glamorosos, y carrozas imponentes caracterizan a estos carnavales muy populares en Entre Ríos y Corrientes.

A post shared by Sol (@sole_solcarnavalera) on

En Buenos Aires el carnaval tiene un espíritu diferente. Las comparsas -en general asociadas a un club de fútbol- recorren los barrios con canciones que unen la alegría con la denuncia social, la risa con la ironía y el color con el baile. Sus vestimentas tradicionales contemplan levita, guantes, galera y bastón, y su instrumento tradicional es el bombo con platillo.

A post shared by Gustavo Douville (@douville) on

3. Marcha del orgullo LGBT

La primera marcha se realizó en 1992 con sólo 300 personas y, 25 años después, es una de las más importantes del mundo. El primer sábado de noviembre, la emblemática Plaza de Mayo se viste de arco iris desde el mediodía. Allí asisten turistas, familias enteras, curiosos y tímidos. Al llegar al Congreso hay discursos, música y baile, que estiran el festejo hasta entrada la noche. El clima festivo se prolonga en la vuelta a casa en colectivos y subtes, y más tarde, en bares y boliches. En medio del colorido, las drag queens y el clima festivo, cada año se renuevan las consignas de esta marcha. En 2017 fue: Basta de femicidios a travestis, transexuales y transgéneros. Basta de violencia institucional. Orgullo para defender los derechos conquistados.

A post shared by Dami (@bairesbeard) on

4. Día de la Tradición

Los festejos por el Día de la Tradición (10 de noviembre) se realizan el todo el país, en cada pueblo y en cada ciudad. La fecha se debe a que ese día nació José Hernández, autor del libro Martín Fierro, ícono de la cultura gauchesca, y es la excusa para homenajear a las costumbres rurales. Representantes de distintas agrupaciones tradicionalistas recorren las calles vestidos de gauchos y montando a caballo, junto a espectáculos de música y danza. Uno de los festejos más antiguos y tradicionales es el de San Antonio de Areco (Buenos Aires).

5. Fiesta del Sol

Es el festejo más importante de la Argentina en honor al sol. Se lleva a cabo durante el mes de febrero en la provincia de San Juan y dura cinco días. San Juan se caracteriza por su clima árido y seco, donde las lluvias son escasas. De todas las actividades del festejo, la más convocante es el desfile llamado Carrusel del Sol, que se extiende a lo largo de dos kilómetros en el centro de la ciudad de San Juan. El Carrusel está encabezado por un carruaje con la forma de un sol enorme, que transporte a la Reina y virreinas salientes y a él le siguen los de los diecinueve departamentos, realizados según las diferentes temáticas propuestas en cada edición.

6. Pachamama

En todo el norte argentino se celebra a partir del 1 de agosto una de las festividades más representativas de los pueblos originarios andinos, que se remonta a la época preincaica. Son todos los festejos -que varían según la zona- en honor a la Pachamama (Madre Tierra). Se le agradece su capacidad para producir, bendecir y engendrar las plantas, los animales, y alimentos. Se la venera como a una madre que nutre, sustenta y protege al ser humano. Son día de fiesta, de diversión, comida y bebidas espirituosas.

A post shared by sebas flores (@sebasfloresok) on

7. Fiesta del Inmigrante

En Oberá (Misiones) se celebra durante el mes de septiembre esta fiesta en la que las colectividades de inmigrantes tienen su espacio y comparten sus tradiciones, danzas, comidas y costumbres. La particularidad de esta fiesta es que cada una de las 16 colectividades tiene construida una casa típica del lugar de origen. Dentro de la fiesta (que dura varios días) hay distintas noches temáticas entre las que está la elección de la Reina de los Inmigrantes.

8. Mundial de tango

Agosto es el mes del tango en la ciudad de Buenos Aires porque se realiza el mundial de tango, donde 400 parejas de todo el mundo llegan para participar del evento más importante del mundo para este tipo de baile. En toda la ciudad hay espectáculos, conciertos, concursos, muestras talleres y otras actividades durante las dos semanas que dura el mundial. Uno de los festivales más importantes que la ciudad ofrece a sus ciudadanos y al mundo.

A post shared by 030tango (@030tango) on

9. Zombie walk, marcha de los zombies

Es una de los eventos populares más novedosos y de mayor popularidad de los últimos años. Algún sábado de noviembre por la tarde, cientos de zombies hacen un recorrido por calles de la ciudad de Buenos Aires. Un ¿festejo? urbano que tiene como objetivo fomentar el despertar de la conciencia social para la evolución hacia una sociedad mejor. Es un modo de criticar y reflexionar sobre la sociedad en que vivimos desde un a mirada diferente. Mientras exista en el mundo un niño con hambre, los zombies seguirán marchando, dicen.

10. Fiesta de la Flor

Para celebrar el comienzo de la primavera, en septiembre se realiza esta fiesta en la localidad de Escobar (Buenos Aires), donde hay una gran concentración de floricultores. Hay desfiles de carrozas, exposición de plantas y flores, y elección de la Reina Nacional de la Flor y la Reina Infantil del Capullo. Con el correr de las ediciones, esta colorida fiesta incorporó la participación de productores de otros países.

A post shared by Tomás (@tomi.flematti) on

11. Los festivales del Jardín Japonés

En el hermosísimo Jardín Japonés de la ciudad de Buenos Aires se reúne la comunidad japonesa y seguidores de la cultura oriental en varios festivales típicos. Uno de ellos es Hi Matsuri, Festival del Fuego: Se trata de un tradicional ritual en el que se escribe en una tablita de madera lo negativo del año para que el fuego lo cambie en energía positiva.

A post shared by Ines Chavanne (@ineschavanne) on

En cada festival que se realiza en el Jardín japonés hay música tradicional, artes marciales, tambores y el infaltable fuego que todo lo transforma.

A post shared by Pedro Montes (@pedromontes25) on

12. Fiesta de la Manzana

Este tradicional y popular festejo patagónico se realiza cada febrero en General Roca (Río Negro) en la zona del alto valle, la región argentina en donde se producen las mejores manzanas. Las celebraciones duran cinco días en los cuales se organizan distintas actividades deportivas (carreras, torneo de golf, por ejemplo) y divertidos concursos como “El peso de la manzana” (hay que adivinar cuánto pesa una manzana elegida al azar) , “La manzana más grande”, el “Concurso de vidrieras” y el “Concurso de embaladores”. Infaltables los shows de música en escenarios al aire libre.

13. Fiesta de la Vendimia

La provincia de Mendoza es reconocida mundialmente por la calidad de sus vinos y, como no podía ser de otro modo, allí se realiza cada año la Fiesta de la Vendimia, donde bodegueros, productores y todos aquellos que trabajan en la producción vitivinícola celebran, piden por la calidad de los vinos para la próxima cosecha y agradecen por la cosecha anterior.

Los festejos comienzan con la bendición de los frutos -tal vez el ritual más emotivo- donde se ofrece y se agradece el nuevo vino a la Virgen de la Carrodilla, patrona de los viñedos. Luego, la Virgen es llevada en andas por una multitud que la venera a cada paso. La Fiesta transcurre con la presentación de las candidatas a ser Reinas de la Vendimia y shows de música con artistas populares.

14. Fiesta Nacional del Lúpulo

En este encuentro se homenajea a los productores de lúpulo, ingrediente fundamental para la producción de cerveza. En la localidad de El Bolsón (Chubut) en medio de la cordillera patagónica, se fue popularizando con los años la producción de cerveza artesanal a partir de la excelenta calidad de lúpulo que allí se produce. Y cada año, a fines del verano, toda la ciudad se reúne para honrar a los lupureros en la época de cosecha.

Hay espectáculos al aire libre durante toda la jornada pero también hay degustación de cervezas artesanales y comidas típicas.

15. Fiesta de la empanada salteña

La empanada es una comida típica de la Argentina, especialmente del norte. Cada provincia tiene un estilo característico de hacerlas pero una de las más famosas es la salteña. Cada año (desde hace 50) se reúnen los mejores empanaderos de la provincia en la Fiesta de la Empanada Salteña y un jurado de notables elige a la mejor empanada del año. Miles de personas se convocan en esos días para degustar esta exquisitez en medio de espectáculos de música al aire libre.

A post shared by Blog LuvGourmet (@luvgourmet) on

16. ¡La sandía más grande!

El litoral argentino es un gran productor de sandías y, a falta de una fiesta de la sandía, ¡hay dos! En Santa Ana (Entre Ríos) se celebra la Fiesta Nacional de la Sandía, donde los productores de la zona llegan con frutos de increíbles tamaños, los exponen y se elige al ganador de esta tradicional competencia que congrega a todos los productores de la zona. El festejo dura todo un domingo en el que se elige -además- a la Reina de la Fiesta y termina con música y baile.
La otra es en la provincia Corrientes, en la localidad de Esquina. Esta es la Fiesta Provincial de la Sandía, y aquí, además de concursar por la sandía más grande, también se compite en la categoría de mejor sabor.

17. Marcha mundial de la Marihuana

Esta manifestación que se realiza cada primer sábado de mayo en todo el mundo se lleva a cabo en casi 30 ciudades de la Argentina, pero la más multitudinaria de todas es la que se hace en la ciudad de Buenos Aires. El objetivo es realizar un reclamo común que evidencie la cantidad de personas que exigen normalizar la situación de la planta de cannabis y terminar con la criminalización y persecución de sus usuarios y cultivadores. Los manifestantes organizan ferias, reparten folletos, informan sobre los usos medicinales del cannabis, venden comidas elaboradas artesanalmente y se pueden conseguir brownies condimentados especialmente para la ocasión.

Crédito imagen de portada: blmurch