Tren del Fin del Mundo, Argentina

Página web: trendelfindelmundo.com.ar

Este tren está en la ciudad de Ushuaia, la más austral del mundo y también se trata del ferrocarril más austral de todo el planeta. Originalmente, cuando fue inaugurado en 1909, sirvió como medio transporte de mercancías de la Prisión Nacional de Ushuaia y se lo conocía popularmente como “el tren de los presos”.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by El Tren del Fin del Mundo (@eltrendelfindelmundo) on


Crédito: @criollos_turismo

Hoy, con sus locomotoras a vapor y sus elegantes coches restaurados, viaja por los últimos 7 kilómetros del antiguo recorrido, ladeando el río Pipo, la cascada Macarena, el cementerio de árboles, el majestuoso bosque y llegando a una sectores del Parque Nacional Tierra del Fuego que, de otro modo, son inaccesibles.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by El Tren del Fin del Mundo (@eltrendelfindelmundo) on


Crédito: @javierjjt

Trenes de Oruro a Uyuni, Bolivia

Página web: ticketsbolivia.com.bo/pasajes-en-tren/oruro-uyuni

América tiene miles de paisajes espectaculares y el desierto de Uyuni, en Bolivia, es uno de ellos.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Daniel Kordan (@danielkordan) on

Para viajar en tren de Oruro a Uyuni puedes usar las empresas Expreso del Sur y Wara Wara del Sur, que brindan el servicio en diferentes horarios y dos categorías Estos trenes no son turísticos, así que son muy económicos y además dan la posibilidad de mezclarse con las personas del lugar.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by MATEO (@lo.vi.todo.conmis.propios.ojos) on

Royal Canadian Pacific, Canadá

Página web: royalcanadianpacific.com

Se trata del tren más lujoso de América del Norte y en el que sólo se puede viajar contratándolo como un chárter de tren completo, con capacidad para 30 pasajeros.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Angel Artiz Bidaurreta (@libertyssize) on

En su recorrido atraviesa algunos de los terrenos más escarpados, inaccesibles y espectaculares del mundo a lo largo de las líneas históricas del ferrocarril del Pacífico canadiense. Una experiencia que además de recorrer paisajes espectaculares pretende que el viajero se sienta como un miembro de la realeza.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Naomi (@banomers) on

Tren de la Sabana, Colombia

Página web: turistren.com.co

Este tren une la ciudad de Bogotá y con la comunidad minera de Zipaquirá, donde se encuentra la hermosa Catedral de Sal, a 180 metros bajo tierra. Inicialmente, la catedral fue una capilla de oración para los mineros pero luego se transformó en una maravilla de la arquitectura colombiana.

Photo: https://www.shutterstock.com/es/image-photo/zipaquira-colombia-february-3-2015-marble-309505745?src=v7hYt6Cv4eHtBOn_HOrZgg-1-2

Durante el trayecto, el tren recorre la sabana colombiana, una imponente meseta de 2.600 metros de altitud. Además del recorrido precioso, el Tren de la Sabana tiene un atractivo particular: sus locomotoras son las clásicas y originales a vapor, de principios del siglo XX, lo cual le suma un encanto especial.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Turistren (@turistren) on

Viejo Expreso Patagónico, Argentina

Página web: latrochita.org.ar

Es un pintoresco trencito a vapor que une las localidades de Ingeniero Jacobacci y Esquel, en la Patagonia Argentina. Se llama Viejo Expreso Patagónico, pero se lo conoce como “La Trochita”, porque su trocha es de apenas 75 centímetros (casi 30 pulgadas). Su recorrido original (inaugurado en 1922) es de 402 kilómetros y 600 curvas que recorren los paisajes de los Andes patagónicos, entre picos nevados y bosques de pinos.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Maxi Jonas (@maxijonas) on

Primero como tren de carga y después de pasajeros, funcionó en su recorrido completo hasta 1993. Años después, se reabrió pero con un trayecto corto como paseo turístico. Los vagones y sus asientos de madera son los originales, al igual que sus locomotoras a vapor.

Photo: Karol Kozlowski | Shutterstock

El Chepe, México

Su nombre verdadero es ferrocarril Chihuahua-Pacífico, pero se lo conoce como Chepe. A través de 37 puentes y 86 túneles recorre de punta a punta la Sierra Tarahumara en un viaje de 16 horas de duración (en su servicio regional) o 9 horas (el servicio express, especialmente acondicionado para el turismo).

 

View this post on Instagram

 

A post shared by La Tortilleria 🇦🇺🌽 (@latortilleriaau) on


Crédito de la segunda imagen: @denvercramer

Las Barrancas del Cobre (cuatro veces más grandes en extensión y casi dos veces de mayor profundidad que el Gran Cañón de Colorado) son uno de los principales atractivos turísticos del recorrido, además de las experiencias de ecoturismo y la posibilidad de conocer más profundamente las diferentes comunidades y las culturas de quienes habitan las sierras.

Photo: wayak | Shutterstock

Tren de las nubes, Argentina

Página web: trenalasnubes.com.ar

El tren parte desde San Antonio de los Cobres, provincia de Salta, hasta llegar a La Polvorilla, sobre la cordillera de los Andes, a 4200 metros sobre el nivel del mar. El recorrido del tren, que dura aproximadamente una hora, tiene numerosos rulos y zig-zags que ofrecen unas vistas panorámicas increíbles desde lugares a los que solo se accede a bordo del tren de las nubes.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by ANDREA CENTURIÓN 🙌 (@andreki19) on

California Zephyr, Estados Unidos

Página web: amtrak.com/california-zephyr-train

El California Zephyr Train, que une las ciudades de Chicago y San Francisco, cubre gran parte de la primera ruta del ferrocarril transcontinental de los Estados Unidos. En unas 48 horas recorre casi 4000 kilómetros atravesando Illinois, Iowa, Nebraska, Colorado, Utah, Nevada y California.

Cuando Chicago queda atrás, llegan las planicies de Nebraska y sigue hacia Denver. Desde la capital de Colorado, atraviesa las Montañas Rocosas y sus increíbles cañones hasta Salt Lake City, cuna de los mormones. Por la noche atraviesa Nevada, llega a Reno y entra en California por la Sierra Nevada hasta la costa del Pacífico.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by @coloradorailphotographer (@coloradorailphotographer) on

Belmond Andean Explorer, Perú

Página web: belmond.com/trains/south-america/peru/belmond-andean-explorer

Se trata del primer tren de lujo de América del Sur. Este tren recorre una de las rutas ferroviarias más altas del mundo, cruzando impresionantes paisajes desde Cuzco hacia el Lago Titicaca, en Puno y Arequipa, a través de todo el altiplano.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Belmond Andean Explorer (@belmondandeanexplorer) on

Los viajeros tienen la oportunidad de explorar el vasto cañón del Colca y luego continuar hacia el centro de la ciudad de Arequipa, sitio declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Belmond Andean Explorer (@belmondandeanexplorer) on


Crédito: @elenahappysoul

Sunset Limited, Estados Unidos

Página web: amtrak.com/sunset-limited-train

Este tren atraviesa durante su trayecto el oeste de los Estados Unidos en un recorrido que entre cactus, vaqueros a caballo y ranchos. Parte desde Los Ángeles y se dirige hacia el sur hasta la frontera con México, en El Paso, y luego continúa el viaje por las tierras de Arizona, Texas y Tucson, incluyendo varios parques nacionales. El trayecto completo tiene una duración de 48 horas y se trata de una experiencia única y una forma diferente de conocer el “lejano oeste” norteamericano.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Taken In Transit (@takenintransit) on

The Hiram Bingham, Perú

Página web: perurail.com/trains/belmond-hiram-bingham

Si Machu Picchu es un destino impresionante ¡imaginate si llegas allí en tren! El Hiram Bingham es un precioso tren de lujo, de vagones relucientes azules y dorados, que sale desde las afueras de la ciudad de Cuzco y llega hasta la estación Machu Picchu (pueblo). En su trayecto ofrece un paisaje único, con impresionantes vistas a través del valle Urubamba. El recorrido dura alrededor de tres horas y media y es una experiencia inolvidable para los viajeros.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Berlin Photographer (@augustaleighphoto) on

Tren del recuerdo, Chile

Página web: trendelrecuerdo.cl

El recorrido de este tren, -que parte de la estación central de Santiago- contempla el paso por zonas tradicionales del campo chileno como la Cordillera de la Costa y la Cuesta Llolleo, donde a través de cinco túneles avanza por el bosque nativo de la zona central, antes de llegar al puerto de San Antonio.

El viaje transcurre a bordo de vagones restaurados que fueron construidos entre 1923 y 1966 y, través de sus ventanillas, se contemplan paisajes del campo chileno que solamente pueden apreciarse desde el ferrocarril.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Marcelo Donoso (@marcelo.donoso) on

Tren de las Maravillas, Ecuador

Página web: luxotren.com/viajes/tren-ecuador/tren-de-las-maravillas-quito-guayaquil

Viajar en este ferrocarril es internarse en el corazón de la geografía y la naturaleza ecuatorianas. Es un tren-crucero que parte de Quito hacia Guayaquil y completa el viaje en cuatro días. El recorrido conecta las montañas del norte con las costas tropicales del sur, mientras va subiendo por la cordillera hasta los 3600 metros de altura para bajar luego al nivel del mar en la costa del Pacífico.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Ginta Liede (@ginta_liede) on

Por sus ventanas se pueden ver plantaciones de cacao y arroz, los volcanes Chimborazo y Cotopaxi, el cañón del río Chanchán, el cruce de la Nariz del Diablo -una vertiginosa montaña de paredes casi perpendiculares- y el bosque nublado, un santuario natural. La variedad del recorrido le valió ser distinguido en varias oportunidades como el mejor tren de lujo de Sudamérica.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Antonio Andrés González (@antonioandres_gp) on

Coast Starlight, Estados Unidos

Página web: amtrak.com/coast-starlight-train

Este tren une las ciudades de San Francisco con Seattle, la ciudad de Estados Unidos más cercana a la frontera con Canadá, y recorre la costa oeste norteamericana pasando por Santa Bárbara, San Francisco, Sacramento y Portland. Los paisajes que se ven desde los enormes ventanales incluyen los espectaculares picos cubiertos de nieve de Cascade Range y Mount Shasta, exuberantes bosques, los valles fértiles y las amplias extensiones de costa del Océano Pacífico. La duración del recorrido es de 35 horas.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by alicja f (@alicja.af) on

Rocky Mountaineer, Canadá

Página web: rockymountaineer.com
El Rocky Mountaineer es un tren de lujo canadiense que recorre las majestuosas Montañas Rocosas Canadienses, Banff, Jasper, y Lago Louise, a bordo de vagones con cúpula que crean la ilusión de estar al aire libre cuando el tren pasa a través de los espectaculares y encantadores paisajes.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Katie Schmit (@travelbykatie) on

Este tren hace 4 recorridos diferentes: Vancouver a Banff y Lake Louise; Vancouver a Jasper a través de Kamloops; Vancouver a Jasper a través de Whistler y Quesnel, y Vancouver a Seattle. De acuerdo a la ruta elegida, el trayecto dura entre dos y cuatro días.

Canadian, Canadá

Este tren -insignia de VIA Rail Canada- une las ciudades de Toronto y Vancouver en un recorrido de casi 4500 kilómetros. En el transcurso de los cuatro días que dura el viaje, desde su interior se pueden ver el frondoso bosque boreal, los lagos del norte de Ontario, las Praderas del oeste, y las magníficas Montañas Rocosas. Este tren es tan famoso que aparece en el billete de 10 dólares canadienses del Banco de Canadá.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Dicas – Não Óbvias – De Viagem (@offtravelguide) on

Serra Verde Express, Brasil

Página web: serraverdeexpress.com.br

El ferrocarril que une las ciudades de Curitiba y Morretes, en el litoral paranaense, es considerado el más bello del país gracias a los espectaculares paisajes que recorre atravesando la Serra do Mar.
Durante todo el trayecto pasa por las ventanas del tren los espléndidos paisajes que ofrece la frondosa vegetación de la mata atlântica, el bosque subtropical atlántico que puebla la Serra do Mar.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Priscila Kriginski (@priscilakriginski) on

El tren atraviesa la mayor área de mata atlántica preservada de todo Brasil. El trayecto tiene 150 kilómetros y a lo largo de las 3 horas que dura el viaje cruza 30 puentes -algunos de los cuales son tan altos que dan vértigo- y pasa por 14 túneles.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Serra Verde Express (@serraverdeexpress) on