El estado de Chiapas está repleto de maravillas para quien se decida a explorarlo. Sus pueblos mágicos, sus ricas tradiciones, sus paisajes que quitan el aliento e invitan a la aventura, sus zonas arqueológicas, sus playas y su gastronomía única hacen de Chiapas un verdadero paraíso donde reinan la diversidad geográfica y cultural. Aquí te comparto una lista de cinco lugares de Chiapas poco conocidos por los viajeros, que bien vale la inversión visitar.

Cañón del jabalí

Es un pequeño cañón de vegetación exuberante, donde el agua verde turquesa forma una impresionante cascada que se extiende río abajo.

El cañón, que puede disfrutarse desde la carretera fronteriza México-Guatemala, se asoma de manera sorpresiva mientras uno va manejando. En el lugar hay pequeños comercios y cabañas para hospedarse y disfrutar el paisaje alejado del bullicio del resto del mundo.

Ojo de Agua

Esta es otra verdadera gema escondida en la frontera, ubicada cerca del pueblo Amparo Agua Tinta. Este cañón también logra verse desde la carretera y pertenece a un poblado llamado Nuevo San Juan Chamula.

Photo: Aleks G. Camacho

Su impresionante color, que se divisa desde lo alto, deja maravillado a cualquiera. Los lugareños hicieron una cooperativa y en compañía de ellos se puede bajar al río por un sendero de árboles enormes. Llegar al cañón es una de las mejores experiencias: el color del agua, a ratos de un azul intenso, parece sacado de un sueño.

Photo: Aleks G. Camacho

Chukumaltik

Este es un cenote, un oasis escondido en el medio de un paisaje semidesértico.

Se encuentra cerca de Comitán, rumbo a Uninajab. Chukumaltic es un pequeño paraíso donde se lleva a nadar, a disfrutar de color azul marino increíble.

No hay tiendas ni comercio, es sólo la naturaleza y uno. Ideal para practicar buceo.

Laguna de Coapilla y Bosque de los Quetzales

Se le conoce como Laguna Verde o Laguna encantada y se encuentra en el municipio de Coapilla, a una hora más o menos de Tuxtla Gutiérrez.

Existen pequeñas cabañas alrededor de la laguna, a un precio bastante módico. Lo mejor es ver cómo la niebla abraza a la laguna todas las mañanas, mientras uno disfruta de su café.

A pocos kilómetros de ahí se encuentra uno de los bosques más conservados de Chiapas, que sirve de hogar de los maravillosos quetzales. En grupo se puede hacer senderismo y acampar.

Quechula, la iglesia hundida

Bajo las aguas de la presa hidroeléctrica de Malpaso se encuentra una de las joyas arquitectónicas de la época de la evangelización en Chiapas: San Juan Quechula, un pueblo que con la llegada de la modernidad y la creación de nuevas formas de generar electricidad, quedó sumergido.

Sin embargo, cuando el agua está baja pueden admirarse los restos de la iglesia construida por los frailes dominicos. Es toda una experiencia tomar una lancha en el Puente Chiapas o en el poblado Apic Pac y recorrer algunos kilómetros hasta el sitio donde se asoma el templo. ¡Una foto como esta bien valdrá la inversión!

¿Tienes alguna recomendación que agregar a nuestra lista de lugares de Chiapas poco conocidos? ¡Te leeremos atentamente!